Las Cooperativas Eléctricas son una modalidad concreta del cooperativismo de consumo y constituyen un fenómeno típicamente valenciano. Se trata de empresas sociales de comercialización, distribución y producción de energía eléctrica, que llevan de forma ininterrumpida un siglo de funcionamiento, con diligente cumplimiento de las obligaciones impuestas por la Administración.

El origen de las Cooperativas Eléctricas se remonta a la década de 1920. En esos momentos la energía eléctrica no era tan accesible para las personas ajenas a los ámbitos urbanos, ya que a las grandes empresas no les resultaba económicamente rentable la instalación de tendidos y redes de distribución, de aquí la necesidad constituirse en cooperativas.

El cooperativismo de consumo fue la alternativa organizada por cientos de hogares y pequeñas empresas industriales para poder abastecerse de energía eléctrica, que trataron de llevar y distribuir a los núcleos de población rural el goce de los beneficios que reporta la electricidad y la creación de riqueza en sus respectivas localidades; eso, hizo fructificar las Cooperativas Eléctricas, que se organizaron dentro de un marco de gobierno participativo de los socios y de explotación de empresa social.

Como consecuencia de las restricciones en el suministro de electricidad que se debía soportar a raíz de la posguerra, empiezan a desaparecer Cooperativas Eléctricas, produciéndose un período plagado de dificultades que es aprovechado por las grandes empresas del sector. Se produce en esta época la absorción de 600 cooperativas, de las cerca de 2000 que fueron constituidas.

La Constitución Española despierta nuevas esperanzas para el sector y ante la nueva situación, un reducido número de Cooperativas ubicadas en la Comunidad Valenciana deciden unir esfuerzos como medio de defensa y para poder contrarrestar las actitudes de la gran empresa.

Reunidos en Asamblea el 5 de octubre de 1983, acuerdan la constitución de la Unión de Cooperativas Eléctricas y posteriormente en 1984 amparándose en la Ley de Cooperativas de la Comunidad Valenciana,  acuerdan transformar la Unión en la Federación de Cooperativas Eléctricas de la Comunidad Valenciana.

La cohesión y el esfuerzo conjunto de las Cooperativas Eléctricas ha posibiltado que sean 21 las entidades centenarias que en la actualidad han resisitido, 16 de las cuales están ubicadas en los pueblos de la Comunidad Valenciana. Empresas de economía social que lucharon y luchan por sus localidades, ofreciendo un servicio de calidad a socios y consumidores.

 

desde1984-federacion

Las Cooperativas Eléctricas son una modalidad concreta del cooperativismo de consumo y constituyen un fenómeno típicamente valenciano. Se trata de empresas sociales de comercialización, distribución y producción de energía eléctrica, que llevan de forma ininterrumpida un siglo de funcionamiento, con diligente cumplimiento de las obligaciones impuestas por la Administración.

El origen de las Cooperativas Eléctricas se remonta a la década de 1920. En esos momentos la energía eléctrica no era tan accesible para las personas ajenas a los ámbitos urbanos, ya que a las grandes empresas no les resultaba económicamente rentable la instalación de tendidos y redes de distribución, de aquí la necesidad constituirse en cooperativas.

El cooperativismo de consumo fue la alternativa organizada por cientos de hogares y pequeñas empresas industriales para poder abastecerse de energía eléctrica, que trataron de llevar y distribuir a los núcleos de población rural el goce de los beneficios que reporta la electricidad y la creación de riqueza en sus respectivas localidades; eso, hizo fructificar las Cooperativas Eléctricas, que se organizaron dentro de un marco de gobierno participativo de los socios y de explotación de empresa social.

Como consecuencia de las restricciones en el suministro de electricidad que se debía soportar a raíz de la posguerra, empiezan a desaparecer Cooperativas Eléctricas, produciéndose un período plagado de dificultades que es aprovechado por las grandes empresas del sector. Se produce en esta época la absorción de 600 cooperativas, de las cerca de 2000 que fueron constituidas.

La Constitución Española despierta nuevas esperanzas para el sector y ante la nueva situación, un reducido número de Cooperativas ubicadas en la Comunidad Valenciana deciden unir esfuerzos como medio de defensa y para poder contrarrestar las actitudes de la gran empresa.

Reunidos en Asamblea el 5 de octubre de 1983, acuerdan la constitución de la Unión de Cooperativas Eléctricas y posteriormente en 1984 amparándose en la Ley de Cooperativas de la Comunidad Valenciana,  acuerdan transformar la Unión en la Federación de Cooperativas Eléctricas de la Comunidad Valenciana.

La cohesión y el esfuerzo conjunto de las Cooperativas Eléctricas ha posibiltado que sean 21 las entidades centenarias que en la actualidad han resisitido, 16 de las cuales están ubicadas en los pueblos de la Comunidad Valenciana. Empresas de economía social que lucharon y luchan por sus localidades, ofreciendo un servicio de calidad a socios y consumidores.

 

desde1984-federacion

Asociados a:

 

 

 

Contacto:

Dirección: Calle Caballeros nº 26, Valencia, 46001

Tel: 96 351 97 56 / Fax: 96 338 18 35

info@coopelectricas.com

Asociados a:

 

Contacto:

Dirección: Calle Caballeros nº 26, Valencia, 46001

Tel: 96 351 97 56 / Fax: 96 338 18 35

info@coopelectricas.com

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR